SOBRE NOSOTROS

Quienes Somos?

El Programa para la Adaptación del Desarrollo Rural al Cambio Climático – ADAPTATE, es un Programa de Cooperación Técnica cofinanciado por el Ministerio Federal de Cooperación Económica y Desarrollo de Alemania (BMZ) y ejecutado por la Cooperación Alemana para el Desarrollo(GIZ), en el marco de los acuerdos intergubernamentales con el gobierno de Guatemala.

El programa ADAPTATE trabaja junto a su contraparte el Ministerio de Ambiente y Recursos Ambientales – MARN, así como con otros socios estratégicos a nivel gubernamental y se coordina con los gobiernos locales, comunidades, sector privado, academia y sociedad civil.

Actualmente se encuentra en su segunda fase de ejecución, está contemplada a partir del año 2016, hasta diciembre de 2018.

¿Cómo?

El programa ADAPTATE tiene líneas de trabajo que se complementan y entrecruzan, siendo los siguientes: Encadenamiento Productivos, Gobernanza Ambiental y Medidas de Adaptación al Cambio ClimáticoTodas inciden en que cualquier iniciativa, sea de infraestructura, productiva o bien ambiental, esté adaptada al cambio climático. Estas iniciativas deben ser económicamente viables, socialmente justas y ambientalmente sostenibles, o lo que se puede enmarcar dentro del llamado desarrollo rural sostenible.

La coordinación interinstitucional es otro eje de trabajo del programa a través de la corresponsabilidad con el MARN y la implicación de todos los actores desde el nivel comunitario hasta el nacional en una gestión ambiental participativa.

Otro modelo de gestión lo establece el apoyo directo a medidas comunales y municipales de gestión ambiental, enmarcadas en el ámbito de ordenamiento territorial en microcuencas seleccionadas, así  como con cadenas de valor inmersas en estos espacios geográficos.

Finalmente, el impulso a redes a nivel nacional y centroamericano, de personas e instituciones, de municipios y países, que enfrentan la misma problemática a nivel climático, va a ser un eje importante que se trabajará en los próximos años.

Nuestro Equipo de Trabajo

Equipo de Trabajo del Programa ADAPTATE GIZ

Promover la adaptación al cambio climático

Descripción breve del proyecto

Denominación: Adaptación del desarrollo rural al cambio climático (ADAPTATE III)
Comitente: Ministerio Federal de Cooperación Económica y Desarrollo (BMZ) de Alemania
País: Guatemala
Entidad responsable a nivel político: Ministerio de Ambiente y Recursos Naturales (MARN)
Duración total: de 2013 a 2021

Situación de partida

Guatemala aporta solamente el 0,5 % de las emisiones mundiales de gases de efecto invernadero (GEI). Sin embargo, por su ubicación geográfica, Guatemala es un país particularmente vulnerable a los impactos del cambio climático. Los huracanes y las fuertes lluvias ya han aumentado, y los períodos de sequía se han vuelto más prolongados. Los expertos estiman que para el año 2050, el país va a disponer de un 30 % menos de agua, debido al aumento de las temperaturas.

Los efectos del cambio climático son especialmente graves en las zonas rurales. Ya hay escasez de agua en muchos lugares, a lo que se suma que el 95 % de las aguas superficiales están contaminadas. Además, en Guatemala, especialmente en las comunidades rurales, falta personal experto para la gestión de los sistemas de suministro de agua. Los pequeños agricultores y agricultoras son quienes más sufren: la escasez de lluvia reduce los rendimientos de los cultivos. Carecen de los recursos técnicos o financieros necesarios para hacer frente a esta situación, por ejemplo, a través de depósitos para almacenar agua de lluvia.

El país ya se ha fijado la tarea de implementar medidas para adaptarse al cambio climático. El Consejo Nacional de Cambio Climático de Guatemala es la institución encargada de supervisar la planificación y la implementación del Plan de Acción Nacional de Cambio Climático. Sin embargo, la implementación solo avanza lentamente. Es preciso que los y las representantes involucrados del sector privado, la sociedad civil, el sector científico y el Gobierno se concierten mejor. Muchas instituciones, como el MARN, cuentan con una dotación de personal insuficiente.

Objetivo

Se cumplen las pautas y los objetivos de adaptación al cambio climático y de desarrollo rural. En este contexto, las condiciones marco legales y las obligaciones internacionales de Guatemala se han respetado y aplicado de manera coherente.

Procedimiento

El programa está enfocado a lograr un equilibrio entre el uso y la protección de los recursos naturales. Con este fin, el proyecto apoya medidas que promueven el uso eficiente de los recursos naturales a nivel local, como la protección contra la erosión del suelo en la agricultura o la instalación de pequeños sistemas de recolección de agua de lluvia.

Además, el proyecto apoya a los diversos actores para integrar los mecanismos existentes, como los contenidos del Plan de Acción Nacional de Cambio Climático, en la planificación de los ministerios competentes y lograr su consolidación a nivel institucional. En particular, se apoyará al Consejo Nacional de Cambio Climático, que coordina a todas las partes involucradas. Para este propósito, el proyecto promueve, por ejemplo, las funciones de planificación y priorización de los Gobiernos locales y los Consejos de Desarrollo descentralizados. Estos deben incluir medidas en la planificación del presupuesto, a fin de que los municipios las implementen. Ello beneficiará sobre todo a la población rural, que estará mejor preparada para responder a condiciones climáticas cambiantes. 
Asimismo, el proyecto fomenta el perfeccionamiento e implementación de servicios y cursos de capacitación para la adaptación al cambio climático en las áreas de agricultura, medio ambiente y gestión de riesgos. Estas medidas están dirigidas principalmente a explotaciones agrícolas, centros educativos e instituciones estatales.

Además, está previsto desarrollar e implementar un sistema de seguimiento para la adaptación al cambio climático. De esta manera, se podrán recopilar los datos sobre el cambio climático y las medidas implementadas. Todos los municipios de Guatemala podrán evaluar mejor su vulnerabilidad y actuar de manera preventiva. 
A fin de mantener a largo plazo los efectos logrados, se establecerá un sistema de gestión de conocimientos para la adaptación al cambio climático en el MARN, así como en el ente de planificación del Estado.